ojo fantasma

asian_ladies.jpg

Me ha interesado especialmente el artículo del País que nos ha remitido Adolfo sobre el fotógrafo que da la cámara a sus modelos… Es curioso el juego de miradas que se puede establecer entre un fotógrafo y sus modelos, puesto que no se trata de un “hazlo tu misma” (“Do it yourself” es el título de la publicación que ha resultado de la operación) sino de un “hazlo para mi”. La idea, dice Uwe Ommer, le vino de ver las fotos que la gente (las chicas?) se hacen con sus cámaras de teléfono y les propuso darles a ellas la cámara para que se fotografiasen, “solo” aconsejándolas en el ángulo y la luz. Lo más chocante de las declaraciones de este fotógrafo desprendido es que se sorprenda de que las modelos sigan posando como si hubiera “un ojo fantasma” que las guiara en sus elecciones fotográficas, una mirada a la que parece que no pueden escapar. Pero es que también hay que tener en cuenta la relación que establecen con el fotógrafo a través de su ojo delegado (la cámara), y hay que entender esas fotos no como “auto-retratos” ensimismados, sino a partir del juego que establecen las modelos con su fotógrafo, relación mediada a través de la cámara-objeto y las convenciones fotográficas de su profesión. No es pues que ellas pretendan escapar de una mirada “voyeur”, sino que ésta alcanza su máxima expresión en la complicidad que crea la cámara con la que acepta auto-representarse para ser mirada. El autor propone a las modelos un juego de representación en el que ellas se retraten para él, un juego que sin duda genera un divertido y atrevido diálogo fotográfico. Pero luego se esconde y pretende que las fotos las han hecho “ellas mismas”, com han querido, sin su intervención. Lo que no dice el fotógrafo es que ha dejado a su ojo fantasma de guardia. Este detalle es importante para comprender el sentido de las fotografías y el sentido de los experimentos participativos.

Anuncios

7 comentarios en “ojo fantasma”

  1. Hola, Cuauhlt! hacía tiempo que no sabía por dónde anadabas! Justamente estoy terminando la re-lectura de Barthes sobre la fotografia, sus exploraciones fenomenológicas me resultan relevantes en cuanto es además, un super-informante de nuestras subjetividades culturales.

    Anne, me interesa el concepto de “multi-layered representational practice” puedes indicarme algún artículo sobre esta cuestión? gracias!

  2. Justamente estos días he vuelto a reflexionar sobre la modernidad y sus ejes imaginarios en el tiempo y el espacio. El ser humano centrado, que mira hacia el futuro desde la historia (la tradición, de la cual se separa) y el deseo (lo primigenio abandonado). De alguna manera el coste de la estabilización del sujeto moderno es su escisión con el pasado. Y el coste de su desestabilización sea el fin de la historia. Lo curioso es tener la sensación de experimentar esa liberación de los ejes cartesianos.

  3. En estos momentos estoy leyendo a Laura Mulvey: “Visual Pleasure and Narrative Cinema”. Desde una perspectiva de género, me pregunto cuáles serán los vínculos entre ese “ojo fantasma” y lo que creemos, somos ante el otro género (géneros)…Seguiré pensando y leyéndoos. Besos, Marian.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s